!MI COMPRADE EL LECHERO!. Por: Daniel E. Mercedes, de: Pastoreamehoy.com

Ser una persona CAPRICHOSA, es ser una persona ACOMPLEJADA. Auque el CAPRICHSO, pienso yo, ES UN ACOMPLEJADO EXAGERADO, porque un CAPRICHOSO es aquél, no sólo que sufre de un simple complejo de INFERIORIDAD o BAJA AUTO ESTIMA; sinó que es un mal que podria conducir al que lo sufre, a cometer el más horrendo de los crímenes basado sólo en una sospecha injustificada.

EL COLMO DE LOS CAPRICHOS lo podemos entender en la anécdota de dos compadres campesinos, que más que compradres se trataban como hermanos. Uno de ellos era agricultor y el otro ganadero. Al agricultor no le gustaba la leche para nada, a tal punto, que bastaba con mencionar la palabra leche, para que le diera náuseas. Y como su compadre el GANADERO sabía eso, un día, por molestar y de buena chansa con su compadre el AGRICULTOR, decidió, una mañana cualquiera de las que acostumbraba en su camino a pararse a saludar a su comprade el AGRICULTOR y compartir el cafecito; decidió hacerle una broma llevándole un GALÓN DE LECHE.

Su compadre el CAMPESINO, aunque por dentro sospechoso y no se atreviéndose a demostrárselo, recibió callado y prudente, el regalo de su amigo, pensando en principio que utilisaría la leche para dársela a los gatos. Sin embargo, una vez se despidió y marchó su COMPADRE EL GANADERO, el compadre AGRICULTOR, motivado por EL COLMO DE SU CAPRICHO, comenzó a pensar más allá de la utilidad que le daría a la leche; razón por la cual comenzó a PENSAR Y CABILAR respecto de la acción de su amigo, si habría algún motivo escondido detrás de la gentileza de su comprade; comenzando su razonamiento de la siguiente manera: QUE RARO QUE MI COMPRADRE ME HAYA TRAIDO ESE GALÓN DE LECHE; CUANDO, PRIMERO, EL NUNCA ME HABIA TRAIDO LECHE Y SEGUNDO EL SABE MUY BIEN QUE YO, NO SÓLO QUE NO TOMO LECHE, SINÓ QUE HASTA NÁUSEA ME DA MENCIONAR EL NOMBRE.

Asi es que continuó cabilando, diciéndose y preguntándose en su mente: ALGÚN MENSAJE ME HA QUERIDO DAR MI COMPRADE, CON ESTO DE DEJARME ESTA LECHE, QUE NO SE ATREVIÓ A DECIRME, ¿ QUE SERÁ?, se preguntó, a lo que como respuesta comenzó a razonar: BUENO, DÉJAME ANALIZAR: LA LECHE ES DE COLOR BLANCO, MI MUJER SE LLAMA BLANCA, LA LECHE VIENE DE LA VACA Y LA VACA TIENE CUERNOS. AH¡, YA ENTIENDO, ESO ES QUE MI MUJER BLANCA, ME ESTA PEGANDO LOS CUERNOS.

La Biblia dice, que para los puros, todas las cosas son PURAS, pero que para los impuros, hasta lo más puro, le parece IMPURO. ¿Padecemos algunos de nosotros de este terrible mal?. Si es asi, ¿a cuantas personas tal vez, hemos condenado, herido, mandado al infierno o tal vez estamos alejados de ellas por un COMPLEJO Y CAPRICHO MALDITO NUESTRO?. Pensar siempre el bien y no el mal, es el consejo biblico para nosotros, si es que deseamos ser librados de muchas condenas, por injustamente estar condenando a otros, al dejarnos dominar de nuestros caprichos, motivados en INJUSTIFICADAS SOSPECHAS que hieren aún, al más de los inocentes o mejores amigos o hermanos.

De esto nos libramos pensando siempre el bien, sin emitir juicios a priori, sin antes esclarecer nuestras dudas, aún sean estas tan vergonzosas, que no nos atrevamos ni a comentar. ¿Cuantas veces no nos ha pasado, que por algún inocente comentario nuestro, alguien se lo ha tomado a título personal y nosotros sin saber nada, nuestros mejores amigos se han convertido, de buenas a primeras, en gratuitos enemigos nuéstros, sin sospechar nosotros nada de lo que ha estado ocurriendo?. Mientras mantenga la DUDA, correrás el riezgo de que, en el momento más inesperado y con motivo de un MAL ENTENDIDO NO RESUELTO, DESCUBRAMOS INESPERADAMENTE Y FRENTE A LOS QUE MÁS AMAMOS, LA PERVERSIDAD DE NUESTROS PENSAMIENTOS Y LA SUCIESA DE NUESTROS CORAZONES. En síntesis, no permitamos que suceda eso y apeguémosnos al principio biblico establecido en Filipenses 4: 8: “EN ESTO PENSAD”. Más y Más Bendiciones, Bajo la Mísma Gracia; Pastoreamehoy.com/ Daniel E. Mercedes, Ministries.

Share This