FE EN VENTA, NO INVENTA. Por: Daniel E. Mercedes, de: Pastoreamehoy.com

Orar por los enfermos es un mandamiento de nuestro Señor. Si no tienes fe para ver la sanidad, cuando menos: OBEDECE AL MANDATO ofreciéndole la oración a toda persona que te la pida o tu veas que esta enferma. Mientras obedezcas, tu fe irá aumentando y pronto comenzarás a recibir los testimonios, verás que funciona, pruébalo y no tan sólo, pruébalo porque pruébalo, sinó porque tienes que probarlo, es un mandamiento, no una opción. “SANAD (MANDATORIO) ENFERMOS, LIMPIAD LEPROSOS, RESUCITAD MUERTOS, ECHAD FUERA DEMONIOS; DE GRACIA RECIBISTEIS, DAD DE GRACIA. Mateo 10:8 (Reina Valera 1909).

Para OBEDECER no hay que INVENTAR es siemple, sólo hay que OBEDECER y esta OBEDIENCIA será la MONEDA con la que COMPRAREMOS la FE, cuya VENTA está está en la PALABRA DE DIOS.

No importa lo que pase con el enfermo, si tu has obedecido al mandato de Dios orando por el, has cumplido tu parte. De todos modos, cualquiera sea el resultado, recuerda que lo único que tu has hecho y te pide Dios, como primer paso, es OBEDECER y por ello tendrás tu recompensa. Recuerda que es la FE la que sigue a la OBRA y no la OBRA a la fe. Es decir, haz la OBRA, que la fe la seguirá. Muéstrame tu FE sin tus OBRAS, yo te mostraré la mía, MI FE, por mis OBRAS, ORANDO POR LOS ENFERMOS: SIN PENSARLO DOS VECES. Más Bendiciones, Bajo la Misma Gracia; Daniel E. Mercedes, Ministries.

Share This