AGRADECIMIENTO vs FAVOR!.

Agradecimiento, es la expresión o demostración de gratitud dirigida hacia alguien, de quien hemos recibido algún FAVOR.

Y como dijimos, dicho agradecimiento puede ser EXPRESO, es decir, con palabras, o con DEMOSTRACIÓN, es decir, con HECHOS.

Es bueno saber, como explicaremos mas adelante, que ambas formas de agradecimiento, tanto la que expresamos con palabras, asi como las que demostramos con hechos, ambas tienen, repetimos, en cuanto a la manera que escojamos para expresar nuestro agradecimiento, “EL MISMO VALOR”.

Y para que lo podamos comprender mejor, es necesario que definamos que es una FAVOR.

Un FAVOR, en palabras simples, es el bien o la asistencia expontánea y gratuita que recibimos de alguien, para ayudarnos a salir de algún problema o situación, o superación de alguna dificultad.

Un FAVOR, a parte de ser un acto voluntario, es además un gesto expontáneo de la persona que lo da, es decir, que sale de la persona mísma; Sin embargo, una de las principales características del FAVOR, es que:

“NO EXÍGE A CAMBIO Y COMO PRECIO, NINGÚNA EXPECIE DE PAGO, INCLUYENDO, NI SIQUIERA, EL AGRADECIMIENTO DE LA PERSONA A QUIEN UNO LE HECHO EL FAVOR.

Esto es así, porque tanto el FAVOR, como el AGRADECIMIENTO, ambos actos, para ser atuténticos, necesariamente tienen que ser EXPONTÁNEOS, o cuando menos, VOLUNTARIO, de modo que, aunque el que realiza el FAVOR espera de la persona beneficiada algún gesto de AGRADECIMIENTO; sin embargo, nunca se atreverá a EXIGIRLO, porque sabe que si lo hace, desnaturalizaría, desvalorizaría o haría ABORTAR el FAVOR QUE HA HECHO, convirtiéndolo con su EXIGENCIA, “EN UN RECLAMO DE PAGO POR UN SERVICIO PRESTADO”.

Son estas dos características, la EXPONTANEIDAD, y un ACTO VOLUNTARIO, las que convienten a los FAVORES, como ACTOS QUE NUNCA SE PODRÁN PAGAR O RECOMPENSAR CON NADA; ni DEVOLVIENDO EL BIEN QUE NOS HICIERON, Y MUCHO MENOS PAGÁNDOLO, porque un FAVOR, en realidad y en su esencia, nunca podremos PAGARLO.

¿Y por qué nunca podremos PAGARLO?, por la sencilla razón de que, cuando nos lo hicieron, PRIMERO: No lo podíamos pagar, aunque tuviésemos con nosotros dinero, porque sinó, en lugar de un FAVOR, hubiésemos COMPRADO de ese alguien, un SERVICIO.

SEGUNDO: Porque en gran parte de los casos, por no decir, la mayoría de ellos, el que recibe un favor no tiene, por lo menos, en el momento de RECIBIRLO, con qué pagarlo: y;

TERCERO: Porque la mayor parte de las personas que realizan a alguien algún FAVOR, lo hacen sin esperar, a parte de un gesto de AGRADECIMIENTO, ningún PAGO alguno a cambio.

Así es que, en ninguno de los tres casos, como hemos visto, nunca podremos pagar a alguien, en realidad, algún FAVOR que nos hagan.

Dice una popular canción del mundo, que AMOR CON AMOR SE PAGA, y aunque PAGAR no sería en este caso, la palabra apropiada, esto mísmo podríamos aplicar en cuanto al FAVOR VS AGRADECIMEINTO.

Que quiere decir esto, que: “LOS FAVORES NUNCA SE PAGAN, SINO QUE SE APRECIAN Y AGRADECEN, SEA CON PALABRAS, O CON HECHOS”.

Este mismo principio lo podemos perfectamente aplicar para el PERDÓN Y LA SALVACIÓN REALIZADA POR NUESTRO SEÑOR JESUCRISTO, PARA CON NOSOTROS.

Cuando Jesús nos salvó entregando en la cruz su vida por nosotros, lo hizo por FAVOR, o lo que es lo mismo, lo hizo por GRACIA, que significa un DON, es decir, “UN REGALO NO MERECIDO”: En otras palabras, un REGALO, no sólo que no MERECÍAMOS y mucho menos que nos hubiéramos GANADO, sinó que por el contrario, que lo que MERECÍAMOS era el ABANDONO total por parte de nuestro Señor,en la situación de perdición en que nos encontrábamos, porque eso era lo que realmente merecíamos por nuestra MALDAD, por nuestra REBELDÍA, por nuestros PECADOS.

¿Y por qué fue este FAVOR que nos hizo Jesús, un ACTO DE GRACIA, dicho en otras palabras, UN ACTO A NUESTRO FAVOR QUE NO MERECÍAMOS?.

Porque así lo dicen las Sagradas Escrituras, que cuando Jesús murió por nosotros, lo hizo no después de habernos reconciliado con él, sinó cuando aún éramos todavía SUS ENEMIGOS.

Asi se expresa en Romanos 5:10: “Porque si cuando ÉRAMOS ENEMIGOS fuimos reconciliados con Dios por la muerte de su Hijo, mucho más, habiendo sido reconciliados, seremos salvos por su vida”.

Y en el mismo libro de Romanos 5:8 dice: “Pero Dios demuestra su amor para con nosotros, en que siendo aún pecadores, Cristo murió por nosotros”.

¿Que significa entónces todo esto?, dos cosas:

a) QUE EN REALIDAD, NUNCA PAGAREMOS A LAS PERSONAS, Y MUCHOS MENOS A JESÚS, LOS FAVORES QUE HICIERON POR NOSOTROS, Porque lo que ellos hicieron, lo hicieron cuando no contábamos con la capacidad de COMPRAR DE ELLOS UN SERVICIO, SINO DE RECIBIR DE ELLOS, “UN FAVOR”; y

b) QUE SIEMPRE VIVIVIREMOS, EN CUANTO A LAS PERSONAS DE QUIENES HEMOS RECIBIDO FAVORES, ESPECIALMENTE DE JESÚS, en: “UNA ETERNA DEUDA DE AGRADECIMIENTO, POR LO QUE HICIERON POR NOSOTROS.

Concluyo finalmente, con uno de mis versículos favoritos, que a propósito de lo que hemos venido tratando dice: Efesios 2: 8-9:

“Porque por gracia sois salvos por medio de la fe; y esto no de vosotros, pues es don de Dios; no por obras, para que nadie se gloríe.”. Dicho en otras palabras este último versículo 9: NO POR OBRAS, como diciendo, no POR PAGO, para que luego te llenes la boca o pretendas gloriarte diciendo que has PAGADO el FAVOR QUE TE HICIERON.

Que el Señor nos ayude y dé entendimiento en todo.

Más y Más Bendiciones, Bajo la Mísma Gracia; Daniel E. Mercedes;Pastoreamehoy.com.

Share This